Domingo, 29 de marzo de 2009



Viendo a Africa así de dormidita cualquiera diría que ha estado dándole al ganchillo sin parar, hasta caer rendida y agotada... Mi hija a veces es capaz de captar esos momentos inocentes en los que la imaginación puede inventarse historias. Que mala persona soy, que no le doy tregua a mi mascota y encima la hago ganchillar, sin seguridad social ni contrato laboral, hasta que ya no puede más....

Tags: descanso, ocio

Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios