Jueves, 12 de febrero de 2009





Uf... cómo se me ha ido el día...Menos mal que he estado muy ocupada, así dejé de daros la tabarra toda la tarde... Bueno, aquí está la sábana ya terminada. Una flor cuya unión a la tela parece frágil, bordados recortados, como la vida... Estas sábanas son para una señora muy mayor, regalo de su hija. El diseño a bordar a mi elección... Y como siempre le busco el trasfondo a las cosas pues venga, a intentar hacer con la bordadora un poema, un relato en verso a la vida... La flor es como la ancianita, que siente como la vida a penas la sujeta, pero se agarra a ella, con sutileza, con amor infinito, y sintiéndose fuerte por todo el cariño que la rodea... Ese es el simbolismo que quiero transmitir, no me gusta bordar por bordar, quiero que cada cosa tenga su historia y su razón, porque entre los dedos la materia a veces cobra forma y vida, si se es lo mínimamente sensible como para escuchar... Sólo me queda plancharla, darle con ayuda del apresto un poco más de vida a esta puntilla hecha a mano con esmero y cariño... Envolverlo todo entre el crujir del papel de seda y ver como la flor de la vida se va para adornar la vida que la espera...

Tags: sábanas bordadas, bordado richelieu, diseños de bordado, puntillas, ganchillo, artesanía

Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por eva
Viernes, 13 de febrero de 2009 | 20:55
me gusta tu forma de trabajar y de esponer tus cosas, pero me pregunto que demonios desayunaras para tener tanta energia, las sabanas preciuosas y el articulo muy sensible, sigue asi